facebook twitter linkedin google-plus

La Facultad de Economía presentó su nuevo instituto: Economía, Empresa y Derechos Humanos

El director del instituto será el exministro del Interior Guillermo Rivera. El nuevo instituto busca hacerles seguimiento a casos relacionados con dichos temas en nuestro país.

En el marco de la presentación del Instituto, Julián Arévalo, decano de la Facultad de Economía, habló sobre las afectaciones negativas que, algunas veces, el sector empresarial puede generar sobre los Derechos de las comunidades en las áreas en las que funcionan. Asimismo, el decano afirmó: “qué bueno que dentro de los esfuerzos que estamos haciendo en la Facultad, también contemplemos esa dimensión de la economía para el análisis, para acompañar iniciativas orientadas a esa protección de Derechos, entre otros. Y, pues quien mejor que el doctor Guillermo Rivera para acompañarnos en ese esfuerzo”.

Por su parte, Guillermo Rivera, abogado externadista se mostró muy agradecido por la oportunidad de hacer parte, nuevamente, de nuestra Casa de Estudios.

Durante su conferencia, Rivera enfatizó en los principios rectores de las Naciones Unidas en cuestión de Empresa y Derechos Humanos entre los que se encuentran las grandes declaraciones del sistema universal y del sistema americano; los tratados universales y regionales y otros instrumentos y declaraciones de los principios rectores.

Del mismo modo, el exministro resaltó la importancia de que las empresas protejan, respeten y remedien los impactos que su actividad deje a su paso. En materia de protección, la responsabilidad es de los Estados; en cuanto a respetar, corresponde a las empresas y, en lo que respecta a remediar, recae las empresas, más la actuación del Estado como garante.

Asimismo, Rivera subrayó la importancia del concepto “capitalismo responsable” pues en la actualidad las empresas tienen que ser conscientes y actuar con base en un aporte social.

Los desafíos en esta materia, explicó Rivera, son: el empoderamiento de la sociedad civil; un nuevo modelo de diálogo entre el Estado, las empresas y la sociedad civil y una nueva manera de medir el desarrollo económico.

Tanto el decano Arévalo, como el exministro Rivera resaltaron la importancia de respetar los derechos económicos, sociales y culturales y, también, de encontrar el equilibrio en el desarrollo empresarial y el bienestar de las comunidades.