facebook twitter linkedin google-plus

Comunicar para el desarrollo, un reto de la Responsabilidad Social Empresarial

La Universidad Externado fue sede del Foro Iberoamericano de Comunicación Responsable, que tiene el objetivo de intercambiar perspectivas, proyectos y estrategias de comunicación de la responsabilidad social.

Con presencia en Colombia, España, México, Ecuador, Perú, Chile y Argentina, Corresponsables, el medio de comunicación especializado en la Responsabilidad Social Empresarial, realizó el Foro Iberoamericano de Comunicación Responsable en Bogotá.

Gracias al apoyo de la Facultad de Administración de Empresas, el Externado fue escenario del debate en torno a este tema, particularmente sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible, protagonistas de la agenda de las empresas e instituciones.

Como se sabe, se trata de un conjunto de objetivos globales que buscan erradicar la pobreza, proteger el planeta y asegurar la prosperidad de sus habitantes. Cada objetivo tiene metas específicas que deben alcanzarse en los próximos 15 años.

Para alcanzar dichas metas, no solo el gobierno debe poner su grano de arena, también el sector privado y la sociedad civil. Por esto, líderes de importantes empresas del país, participaron en el foro que se cumplió en esta Casa de Estudios, e intercambiaron ideas y estrategias sobre este tema.

¿Cómo contribuir desde la comunicación y la RSE?

Para Mauricio Flores, director de Comunicación e Imagen y Responsabilidad Corporativa en el BBVA, todavía grandes empresas no tienen en sus políticas un plan de responsabilidad corporativo, “eso en un país tan desigual como el nuestro, debe llamarnos a la reflexión”, dijo.

No obstante, más allá de fijarse unos planes que impulsen los objetivos de desarrollo, el panelista consideró que las empresas tienen que tener un plan estratégico de comunicaciones, para que se den a conocer aquellas acciones de RSE.

“En este punto el reto es grande, pues los medios están acostumbrados a desconfiar de este tipo de noticias. Pero nuestro papel como gestores de comunicación, es ser multiplicadores de buenas prácticas empresariales”, manifestó.

Para que los medios sean más abiertos a cubrir las actividades de responsabilidad social de la empresa, Flores indicó que es vital convertir las cifras y los hechos visibles de un programa, en historias de vida atractivas para cualquier tipo de audiencia.

Precisamente Marcela Buitrago, jefe regional de comunicaciones y medios digitales en Cemex Colombia, habló sobre la “bloquera solidaria”, una apuesta de la multinacional, para crear soluciones habitacionales que mejoren la calidad de vida en las comunidades donde se ubican en Colombia, México y otros 15 países de Latinoamérica.

El programa está dirigido a familias de bajos ingresos, que voluntariamente asisten a las instalaciones de Cemex y construyen un número determinado de bloques de cemento. La mitad se utiliza en la construcción o mejoramiento de su propia vivienda, y la otra mitad se comercializa para poder sostener el proyecto.

“Nuestra apuesta es dar a conocer el cambio que hacemos en las comunidades que impactamos. Como compañía creemos en la comunicación a través de medios digitales, ya que las grandes inversiones en comerciales de televisión, tienen un menor alcance y una mayor inversión”, señaló la invitada.

Al evento también asistió Lina Echeverri, vicepresidenta de asuntos públicos de Cerrejón Colombia, quien resaltó la necesidad de un enfoque diferencial en la comunicación y estrategias de RSE en las regiones apartadas.

“Al trabajar en zonas de frontera, tenemos unos retos distintos. Nuestro compromiso es actuar con estándares técnicos altos, y hacerlo con rigor en entornos indígenas y afrodescendientes”, manifestó.

Por ejemplo, en este caso la estrategia de la compañía dejó a un lado el asistencialismo que se equipara a “regalar el pescado”, y ahora “enseña a pescar” por medio del impulso a los planes de desarrollo regionales, y el aporte de asistencia técnica.

“Después de la reducción de regalías en la región, La Guajira se ha enfrentado a una crisis económica e institucional. Es ese vacío el que queremos llenar”, manifestó.

Durante el segundo panel, los invitados coincidieron en que la comunicación debe hacerse desde hechos reales, y esto no solamente incluye los éxitos, sino también los fracasos. “Una organización con buena reputación, tiene mejores oportunidades en un momento crítico. Hay que saber aprovechar las crisis”, manifestaron.

El foro finalizó con la entrega de un reconocimiento a las buenas prácticas por parte de Corresponsables, entre ellos el que recibió la Universidad Externado, por su rol estratégico en la comunicación social responsable.