facebook twitter linkedin google-plus

Proyectos de grado con impacto social en los territorios

En un espacio convocado por la coordinación académica del programa, egresados y docentes de la Maestría en Gerencia para el Desarrollo compartieron algunas de las experiencias más significativas en la elaboración del trabajo de grado y destacaron las oportunidades y beneficios de ser parte del programa.

Tras cuatro semestres de intensa formación académica, los estudiantes de la Maestría en Gerencia para el Desarrollo de la Facultad de Finanzas, Gobierno y Relaciones Internacionales comienzan un periodo de dos años de trabajo en el que deben desarrollar, finalizar y sustentar un proyecto de grado que se encuentre enmarcado dentro de las líneas de investigación que tiene el programa y bajo una de las cuatro modalidades de trabajo estipuladas para este propósito.

Aunque se trata de la recta final de su formación, esta etapa puede ser bastante intimidante y generar todo tipo de incertidumbres y expectativas. Por este motivo, la coordinación académica de la Maestría diseñó un espacio de diálogo abierto en el que egresados de distintas promociones y provenientes de los más diversos perfiles académicos, compartieron sus experiencias y aprendizajes con estudiantes que se encuentran en proceso de culminar las clases y prestos a iniciar su proyecto de investigación.

El evento convocó a más de diez egresados quienes compartieron los detalles de su experiencia, los alcances de sus proyectos y los desafíos que debieron enfrentar durante el proceso. En este sentido, es importante destacar que, aunque muchos coincidieron en que la teoría es un asunto trascendental para desarrollar un proyecto de grado de manera exitosa, resulta aún más importante entender por qué o para qué sirve la teoría de cara a un problema real y, sobre todo, sentir una preocupación genuina por el problema que se quiere estudiar. Por ejemplo, una de las egresadas invitadas compartió como desde una preocupación personal que siempre había tenido con Caño Cristales y una conexión que sentía con su región, tomó la decisión de hacer un Estudio de Caso que tuviese un impacto real para el territorio y para las comunidades que hacen parte de él.

Este es sólo un ejemplo de cómo los estudiantes de este programa se preparan académicamente para responder con soluciones reales a las necesidades y los problemas que enfrentan las regiones en Colombia. Señaló un docente que también participó en el conversatorio y que destacó el valor agregado de esta Maestría y sus egresados.

Tras escuchar las experiencias de los egresados y los consejos que tenían para dar a sus compañeros, algunos docentes del programa intervinieron destacando no sólo el valor que tenían cada uno de estos proyectos para el desarrollo, sino, la manera en la que la Maestría respondía a la necesidad que tiene el país de formar profesionales y tomadores de decisión desde diferentes disciplinas, con las herramientas idóneas para actuar en instituciones y organizaciones que impacten el desarrollo del país o de las regiones, bajo los más altos estándares de calidad y exigencia académica.